• La concejal Paqui Parra afirma que “es posible contar con un nuevo pulmón si el Ayuntamiento emprende una campaña de forestación”

La concejal de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Torrevieja, Paqui Parra, durante su visita al Barranco Torreblanca.

Torrevieja, martes 30 de enero de 2018.  El grupo municipal de Ciudadanos (CS) en Torrevieja ha propuesto al equipo de Gobierno de este municipio que acometa un programa de plantación de árboles y arbustos autóctonos para crear una nueva área verde en el entorno del Barranco Torreblanca una vez que finalicen las obras de extracción de arena previstas para regenerar las playas del municipio. La concejal Paqui Parra ha asegurado que “contar con un nuevo pulmón verde en la ciudad de Torrevieja es posible si el Ayuntamiento emprende una campaña de forestación junto la Avenida José Samper García, en el Barranco Torreblanca, donde ya existe vegetación salvaje y confluyen dos cañadas”.

Cs Torrevieja entiende que esta ubicación entroncaría con otros espacios verdes aledaños: el Parque Aromático y el Parque Molino del Agua, en los que si se ha realizado reforestaciones en las últimas fechas. El grupo municipal brinda la posibilidad de acometer una actuación medioambiental progresiva en uno de los escasos puntos sin urbanizar del casco urbano que además se encuentra a escasos metros de la playa de La Mata.

La edil de Cs anuncia que “vamos a presentar una moción para se debata en pleno la mejor opción para recuperar un antiguo vertedero y convertirlo un espacio natural que aporte un valor añadido al turismo de la ciudad”.

Cs insta al Gobierno torrevejense a que adecúe el cauce de aguas fluviales con un plan de forestación acordado de forma conjunta con la Confederación Hidrográfica del Segura (CHS), organismo encargado de la tutela de este tipo de espacios que evacuan aguas. Además, propone emprender una campaña de limpieza y acondicionamiento de los espacios naturales que sufrieron durante años vertidos de escombros procedentes de las obras las viviendas colindantes.

Paqui Parra solicita además a los responsables de las áreas de Medio Ambiente, Obras y Playas que actúen en la zona cuando retiren los restos de las dunas en el barranco. La formación naranja considera imprescindible iniciar un proceso de forestación para asegurar el terreno y al mismo tiempo impedir nuevos arrastres de tierra y materiales durante cada episodio de lluvias torrenciales.