La formación naranja instará también a la Corporación a desechar el requisito lingüístico tal y como pretende el Consell para los empleados de la Generalitat